Tom Ryaboi, fotografía extrema

 

 

Desde luego, hay que tener valor para tomar una fotografía desde la cornisa de un rascacielos. Valor y claro está, pasión por captar perspectivas difíciles, casi imposibles.  Tom Ryaboi reune ambas cualidades. Este fotógrafo canadiense desafia los límites de la ciudad para mostrarnos su Toronto natal a vista de pájaro, pero no desde un avión o un helicópetoro, como han hecho muchos otros antes, sino desde los tejados más altos de la urbe.

Y aunque sus imágenes desde las azoteas están dando la vuelta al mundo, Ryaboi, viajero incansable (a quién podéis seguir en Twitter: @tomryaboi), ávido trotamundos, baja de lo más alto para retratar también lo cotidiano, los espacios comunes, el rostro de quienes toman cada día las calles de la ciudad para desplazarse al trabajo, a los centros educativos, a sus hogares…, en un intento por captar y comprender, tal y como apunta en su página, lugares bellos, rostros interesantes y porque no, incluso a sí mismo.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s